Esos Constitucionalistas

Como me revienta leer y oír constitucionalistas muy españoles y mucho españoles pidiendo penas de muerte y tal y cual… que no se han leído el artículo 25 de la misma.
 
Para la ley del Talión hay otros países donde pega más.

Lo más

Un escalofrío te recorre y te sientes lo más importante del mundo… para tu familia.

Gracias, familia ^_,^

Nuestro tigretón

Ayer nos bajamos Héctor y yo a la piscina a darnos un bañito. Lo primero la foto, que me encanta!

Vamos a apuntarle a matronatación, para que aprenda a nadar pronto.

El otro día vi a una madre que no dejaba bañarse a su hijo de unos 7/8 años porque no iba a estar ella vigilando… no quiero que le pase eso a nuestro piscurrín 😛

Lo malo de todo es que María ha empezado a trabajar y trabaja tooooodo el día… vamos, que no podemos ir juntos a la piscina más que el finde, un poco rollo. Y se pierde bastante estar con el peque, mierda de horarios…

A ver si para septiembre hay hueco de matronatación los sábados por la tarde o algo así para que pueda ir ella.

Estoy super feliz y a la vez preocupado. Dicen que estos son los mejores años de la vida, que luego todo va cuesta abajo y puede que sea verdad. Quiero pensar que la idea es más bien la de “La vida es como una tela bordada. Nos pasamos la primera parte de la vida en el lado bonito del bordado, pero la segunda parte de nuestra vida la pasamos en el otro lado. Es menos bonito, pero vemos cómo están dispuestos los hilos”

Cuando hay que sacar la goma de borrar

A veces hay que abrir el Facebook y hacer limpia. Otras hay que abrir la agenda del móvil y llamar a personas que hace tiempo que no ves.

Yo hoy acabo de usar Facebook para hablar con alguien que hace tiempo que no veo. Pedro me dijo hace casi un año que no podía quedar, tras varias veces haberle pedido vernos un rato. Le pedí que me avisara cuando tuviese un rato y nos veríamos. Hoy se lo he recordado.

Si la relación no existe, ni Facebook ni leches, no me hace falta tener en mi agenda y en mis “amigos” a personas con la que mi relación es 0. Es una tontería. Y nos por distancia, es por desidia o porque es una relación que a esa persona por alguna razón no le aportará nada.

Esto es una tontería, un berrinche, lo sé, pero es mi blog y pongo lo que me sale de los webs… Es mi manera de patalear.

Y luego pienso y se me pasa todo, porque con mi familia es suficiente, y mis amigos, los de verdad, siempre están ahí 🙂

Ciertamente, prefiero gastar mi tiempo en ver a Juampa y Patri que en ver a personas que llevan pasando de mi años.

Si, era una pataleta y era absurda, pero escribo y se me pasa, yo solo me acabo de curar :D. Ahora ni siquiera tengo que esperar una respuesta.

Pobrecito Héctor cuando le inste a escribir un diario, jeje, pobrecito.

Héctor

Nueva categoría. Familia.

El día 30 de enero nació Héctor. Nuestro hijo.

Y bueno, la sensación no se puede explicar, es como ¡WoW! Un pe

queñin colorado, precioso, con la cabeza apepinada de haber salido de dentro de mamá. Inexplicable. Maravilloso.

Todo el mundo dice que cuando tienes hijos te quedas sin tiempo para ti y un poco es así, llegas al final del día bastante cansado, sin saber muy bien en que has gastado el día, pero sobre todo feliz.

Se le ve crecer día a día. Y es un campeón, ya se sostiene su cabeza solita y se ríe muy de vez en cuando, para comérselo.

Hoy cumple dos meses. Como nació el 30, en febrero no tuvo mesario 😛 no pudimos celebrar mesario ninguno, jeje. ¡Así que hoy toca!

Ahora más que nunca siento que el tiempo vanza MUY rápido, demasiado. Hay que disfrutar cada segundo. Y ya que tenemos una familia, habrá que hacerla sonreír ^_^.

Como cambia la vida cuando se le echan huevos a las cosas. Yeah!

Baby shower…

Yo es que soy muy de pueblo o es que no estoy a la última.

Resulta que mi hermana me preguntó hace un mes o así que cuando íbamos a hacer la “baby shower” y digo ¿qué es eso? y me dijo que una fiesta que se hacia al bebé. La contesté con un “¡ah! si eso lo haremos pero cuando tenga 6 mesecillos o así, ¡la fiesta del limón!” Y me dijo que nanai, que eso era una fiesta que se hacía antes de nacer el bebé y que era para hacer regalo y tal y cual. Bueno, no le presté mucha atención la verdad, no me llamaba mucho lo de hacer una fiesta que tiene el fin de recibir regalos.

El caso es que ayer fuimos a Colmenar a celebrar el cumpleaños de Eli (supuestamente). Cuando llegamos, Eli ya estaba allí con su hermano y demás, y fué un poco extraño todo 😛

Digamos que yo abrí la

puerta del salón y vi todo lleno de globos y creí que eran para Eli, así que cerré la puerta corriendo antes de que viese nada y fui a coger la cámara de fotos, para grabarla cuando entrara. A todo esto mi padre diciendo “¡entrar venga!”. Al final entré yo primero, cámara en mano esperando que detrás entrase Eli y grabarla y de repente un huevo de gente salió de todos lados gritando sorpresa, porque claro…. ¡era para el cumple de Eli!

Pero algo no encajaba… ¿Qué hacía Ali en el cumple de Eli? ¿ Y Fede? ¿ Y Castro? Todo muy surrealista. Al final ya me di cuenta, por la gente, el decorado y demás, que era una fiesta para María, para mi y sobretodo para Héctor.

¡Menuda sorpresa! Y menuda currada. Total, que comimos todos los amigos allí, también con mi padre, mi hermana, Victoria, Eli y Adrián. Mi hermana nos regaló una tarta de pañales estupenfantástica y hubo más cosillas. Mención especial para las pulseras.

Por la tarde Fede dijo que nos iba a hacer un dibujo en el abdomen, A LOS DOS. Total, que tocó subirse la camiseta y ponerse en manos del artista. Una chulada lo que quedó, nos hartamos de hacer fotos y pasamos un muy buen día. Gracias a todos.

Ya no nos queda nada para que Héctor decida salir de la tripa de mamá y aquí estamos, ¡esperándole ansiosos!

Cada vez tengo más ganas de tenerlo junto a nosotros. ¡Lo haremos espectacular!